El presidente respaldó los reclamos por el Atuel y Portezuelo

Provinciales Por diario textual
El presidente Alberto Fernández dio este viernes un fuerte espaldarazo a los históricos reclamos de La Pampa por sus recursos hídrícos y cuestionó duramente a Mendoza. «Que un río nazca en una determinada provincia, a esa provincia no les da derecho a hacer lo que se le plazca”, lanzó desde el centro cultural Medasur, de Santa Rosa, donde firmó con el gobernador Sergio Ziliotto una serie de convenios de obras.
fernandezalbertoziliottosergiosantarosa2020-101-1170x779

En principio se refirió al río Atuel, cortado en forma unilateral desde hace 70 años por Mendoza que han provocado la desertificación de un millón y medio de hectáreas en el oeste pampeano, y posteriormente a la represa Portezuelo del Viento, que va a afectar el caudal del Colorado. “Yo vengo a La Pampa sabiendo que hay un histórico reclamo de La Pampa sobre el río Atuel. Me lo dicen los carteles que me esperan sobre el camino. Y eso es un problema que debemos resolver entre todos, porque el río Atuel no es de una provincia, es de cinco. Y el río Atuel es esencialmente de la Argentina y debe servir para el desarrollo de esas cinco provincias”, afirmó Fernández.

Además, tuvo un párrafo para la represa hidroeléctrica Portezuelo que pretende construir Mendoza y que es cuestionada por las otras cuatro provincias de la cuenca del río Colorado. “No está bueno financiar una obra que está cuestionada por cuatro de las cinco provincias. Creo que debemos encontrar una solución con Mendoza. Si todos participan de la administración de la obra, podría tener sentido”, dijo. “Y yo con esto, no estoy hablando en contra de nadie, estoy llamando a la reflexión a todos. Porque que tenga la suerte un territorio  de que allí nazca un río, no le derechos a hacer de ese río lo que le plazca”, enfatizó.

“Es una obra que debe servir a todos. En el caso de Portezuelo –agregó- no se pudo hacer un estudio de impacto ambiental en todos los lugares donde el río llega. El gobierno que me precedió llegó a un acuerdo con Mendoza, que estableció un bono, lo que me valió el enojo de Carlos Verna (porque decidió seguir pagándolo a Mendoza, pese al default)», dijo, en referencia a un tuit donde el exgobernador pampeano lo criticó cuando Casa Rosada decidió reprogramar el pago de bonos pero no el de Portezuelo. «Se lo expliqué a Carlos: ese bono no se podía reperfilar, porque es una suerte de pagaré”, expresó.

“Yo quiero construir  un país más igualitario y lo que quiero es que el agua no sea un bien preciado para todos porque el agua se la queda alguien. Quiero que el agua llegue a todos y si hay un río que recorre cinco provincias, quiero que esas cinco provincias disfruten de ese río y de esa agua, porque argentinos son todos, no solamente los que nacieron en la provincia donde ese río nace”, dijo.

“Y eso habla de cambiar las lógicas argentinas, habla de integrar no solo la Nación con las provincias, sino de integrar a las provincias entre sí. Y es algo que tenemos que revisar y cambiar, tenemos que cambiar y revisar muchas cosas”, dijo.

El presidente encabezó pasadas las 13.45 horas en el centro cultural Medasur una conferencia de prensa, luego de firmar una serie de convenios por obras con Sergio Ziliotto. «Otra vez La Pampa tiene un gran gobernador», lo elogió a Ziliotto. «La Pampa es una provincia un poco diferente. Está claro que hay horizontes a alcanzar que se sostienen. Cambian los gobernadores y las políticas siguen siendo firmes. Es muy importante para un pueblo, que haya una provincia previsible. Es lo que tenemos que hacer en el país. Proyectar un horizonte y ponernos de acuerdo. Se que cuento con vos Sergio y con los pampeanos», dijo.

Se refirió también a la pandemia de Covid-19. «Se que los gobernadores se han puesto el problema al hombro. Queremos hacer el país más justo, equitativo e igualitario», dijo, al marcar que con la pandemia se descubrieron las «inequidades» a lo largo del país. «Esa es la tarea que debemos construir. Es el objetivo a construir entre todos. Después de que todo esto pase, darnos cuenta que no puede haber un país desintegrado», expresó.

A su turno, el gobernador Sergio Ziliotto le agradeció al presidente por poner en suspenso la represa Portezuelo del Viento. “Gracias por devolver a La Pampa la esperanza por seguir luchando por una soberanía hídrica”, dijo. “El mayor patrimonio que tiene usted es que cumple con sus palabras”, sostuvo.

“Pasaron solo seis meses de gestión para que La Pampa sea visibilizada en el contexto nacional. Por eso quiero resumir el sentir de la mayoría de los pampeanos: gracias, señor presidente”, dijo el mandatario.

Este jueves el ministro del Interior, Wado de Pedro, revocó una resolución del macrismo que había anulado el pedido del laudo presidencial pedido por nuestra provincia y convocó a los gobernadores de Neuquén, Río Negro, Buenos Aires, La Pampa y Mendoza a una reunión del Consejo de Gobierno del Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco) el próximo 26 de junio. Se descuenta que ahora, con la mayoría de los mandatarios y la oposición de Mendoza, se aprobará ese día la realización de un estudio de impacto ambiental integral de la cuenca antes de avanzarse con la construcción de la represa hidroeléctrica Portezuelo del Viento.

Decididamente fue una mala noticia para Mendoza, que se ampara en una serie de estudios ambientales que encargó para analizar la viabilidad de la represa. Sin embargo, con La Pampa a la cabeza, los gobernadores del resto de la cuenca los han calificado de incompletos y con serios errores.

Te puede interesar