Alberto Fernández anunció un confinamiento total de nueve días desde este sábado

Nacionales 20/05/2021 Por Noticlick
Lo hizo a través en un mensaje emitido por cadena nacional. El nuevo DNU regirá entre el 22 de mayo y el 11 de junio. Los primeros nueve días, entre el 22 de mayo y el 30 de mayo, y los días 5 y 6 de junio (sábado y domingo) serán de cierre total.

El presidente Alberto Fernández anunció hoy que se implementará un confinamiento total de 9 días desde el próximo sábado para intentar bajar la curva ascendente de casos de coronavirus, con el respaldo de todos los gobernadores, para "todas las zonas del país que se encuadren en Alto riesgo o en Alarma epidemiológica".

"Aprovechando que la semana próxima solo tiene 3 días hábiles vamos a restringir la circulación en todas las zonas del país que se encuadren en Alto riesgo o en Alarma epidemiológica. La medida regirá desde este sábado 22 de mayo, a las 0 horas, hasta el domingo 30 de mayo, inclusive", resaltó Fernández en un mensaje grabado que se transmitió por cadena nacional.

El nuevo Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) regirá entre el próximo 22 de mayo y el 11 de junio, aplicándose un cierre total los primeros 9 días, entre el 22 de mayo y el 30 de mayo, y los días 5 y 6 de junio (sábado y domingo).

Sin título

En ese marco, el jefe de Estado afirmó que la Argentina está "viviendo el peor momento desde que empezó la pandemia", y precisó: "Estamos teniendo la mayor cantidad de casos y de fallecidos. Debemos asumir seriamente lo critico de este tiempo y no naturalizar tanta tragedia".

"Más allá de lo que cada uno piense, debemos asumir la gravedad de este instante. No es momento de especulaciones. Nadie tiene derecho a querer sacar ventaja cuando debemos unirnos para superar esta catástrofe que azota a la humanidad", apuntó Fernández.

Al inicio de su mensaje, el Presidente llamó a "no negar la realidad", y agregó: "Ante lo irreparable de tantas vidas perdidas es necesario entender el deber que nos cabe de ser solidarios, nadie puede salvarse solo. Necesitamos cuidarnos solidariamente para evitar todas las pérdidas que podamos".

"El primero que debe cuidar la salud de todos y de todas es el Estado. El Estado jamás puede hacerse el distraído ante una pandemia, eso sería inconcebible, y si ocurriera también sería imperdonable. Tengo el deber de cuidar la salud de los argentinos porque la ley me lo impone, pero por encima de ese deber legar siento el deber ético", remarcó.

Sin título

Además, el jefe de Estado advirtió que "un país no puede tener 24 estrategias sanitarias ante una situación tan grave, no se puede fragmentar la gestión de la pandemia", y detalló: "Hay una sola pandemia que inexorablemente se expande sobre todo el territorio, no reconoce límites ni jurisdicciones".

En esa línea, el Presidente cuestionó la estrategia de la Ciudad de Buenos Aires de discutir la suspensión de las clases presenciales, y consideró que todo ese "barullo" pudo causar la confusión de muchas personas.

"Es evidente que hubo decisiones que no compartimos, algunas de las cuales fueron judicialmente avaladas, que debilitaron las acciones contundentes que nosotros propusimos para controlar lo crítico de la situación", disparó.

En ese sentido, el jefe de Estado retrucó: "Es posible que producto de todo ello, en medio de tanto barullo, algunos mensajes hayan generado confusión, llevando a muchos hombres y mujeres de la sociedad a minimizar el problema. Esa confusión debe terminarse poniendo en claro lo que nos ocurre".

Respecto del proyecto de ley que el Gobierno nacional envió al Congreso de la Nación para establecer parámetros generales ante el manejo de la pandemia, subrayó: "Más allá de lo peculiar de cada zona, necesitamos un marco regulatorio nacional común para enfrentar la pandemia, minimizar el número de casos y garantizar atención hospitalaria para quien lo requiera".

Además, afirmó que "durante esta segunda ola se evidenciaron tres problemas que como país debemos corregir", y puntualizó: "En algunos lugares no se cumplieron todas las medidas que dispusimos, en otros lugares se implementaron de manera tardía. En muchos lugares los controles se relajaron, han sido muy débiles o simplemente no existieron".

En su segundo mensaje en cadena nacional desde que asumió la Presidencia, Fernández aclaró que se trata de "una medida de cuidado intensiva y temporaria", y agregó: "Este esfuerzo colectivo va a ayudarnos a atravesar, estos meses de frío, reduciendo todo lo posible los contagios y la mortalidad".

"Soy muy consciente, plenamente consiente que estas restricciones generan dificultades. Ante esta realidad, no queda más remedio que escoger la preservación de la vida. Yo no voy aceptar, que se naturalice esta cantidad de contagios o fallecimientos", manifestó.

En ese punto, el jefe de Estado anunció que el Estado "seguirá acompañando a quienes más lo necesiten", y puntualizó: "A las empresas y trabajadores afectados los acompañaremos, con el Programa de Recuperación Productiva; aumentaremos el salario complementario realizando una inversión de 66.000 millones de pesos".

Por último, Fernández concluyó: "En ese momento crítico, trabajemos más unidos y unidas que nunca. Olvidemos cualquier desavenencia, la salud de los argentinos y las argentinas así no lo exigen. Gracias a todos y todas".


 
 

Te puede interesar